Chiste celestial: abogado encuentra inesperada recompensa en el más allá

Compartí esta publicación

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email

CHICHE EN EL CIELO

Roma, 2 de febrero de 2024 – Una curiosa anécdota circula en el Vaticano, relatando la peculiar experiencia de un abogado tras su partida al más allá.

El protagonista de esta historia, conocido solo como Chiche, al fallecer, es recibido en el cielo por San Pedro, quien lo conduce a su morada celestial. Chiche, sorprendido y contento, decide explorar su nuevo hogar, encontrándose con un ángel en su camino.

El ángel, al notar la presencia de Chiche, se muestra intrigado y le pregunta cómo ha llegado al cielo, considerando la escasez de abogados en tan celestial lugar. Chiche, con jovialidad, le explica que en vida era abogado y que, por alguna razón, le han otorgado una lujosa mansión con vista al trono de Dios.

El ángel, aún perplejo, le señala a Chiche que, entre tantos curas, Papas y beatos, él es el único abogado presente. La peculiaridad de la situación provoca un estallido de risas entre ambos personajes.

Esta anécdota, que circula entre murmullos en la Santa Sede, resalta la inesperada recompensa que Chiche, un simple abogado, encuentra en el cielo. La narrativa, en tono ligero y humorístico, nos invita a reflexionar sobre la diversidad que incluso el más allá podría albergar, con sus sorpresas y particularidades.

Compartí esta publicación

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email
Scroll al inicio